La Universidad de la Libertad

Udl2012

Germán Trucco, miembro del Centro de Estudios LibRe, participó en la V Edición de la prestigiosa “Universidad de la Libertad”, organizada en Perú por el Instituto Político para la Libertad.

Compartimos con nuestros lectores el informe de Trucco sobre el desarrollo de la UDL.

El pasado 19, 20 y 21 de Octubre, se celebró en Lima (Perú) la V Edición del programa de capacitación “Universidad de la Libertad”, organizado por el prestigioso Instituto Político para la Libertad (IPL). Este evento, que con los años va tomando más fuerza y protagonismo a nivel latinoamericano, ha sido una enriquecedora experiencia para los 40 jóvenes participantes, con más de 60 horas académicas, variados expositores de altísima trayectoria y reconocido nivel intelectual.

Entre los participantes seleccionados para concurrir al curso, estuvo Germán Trucco, miembro del staff de jóvenes investigadores del Centro de Estudios Libertad y Responsabilidad (LibRe).

La temática central de este año fue “Políticas Ambientales de Mercado”, tópico de particular relevancia en una conflictiva América Latina que, por falta de políticas idóneas, oscila entre la explotación descontrolada y devastadora por un lado, y las posturas izquierdistas consistentes en cuidar los recursos naturales a costa de bloquear de manera total la producción y el desarrollo económico.

Lo cierto es que se ignora una posición intermedia, que se encuentra entre el mercantilismo y el estatismo (tan característicos en nuestra región), y es justamente el camino de la libertad. El Estado no tiene por qué ser el dueño y administrador de los recursos naturales, que deben volver de manera inmediata a las comunidades, generando así la identificación y conciencia necesarias para preservar los recursos, desde el básico principio de la propiedad. 

También fue desarrollado el tema Cuba, infaltable en cualquier debate serio sobre violaciones a las libertades políticas y económicas. Así pues, se concluyó que la situación continúa igual o incluso peor que en años pasados; que la supuesta autorización de los cubanos a salir del país es una descarada falacia; que, a pesar de todo, irremediablemente el régimen va camino a su fin, y que el camino a la libertad de la isla está en la contracultura, destruyendo mitos y mentiras del discurso castrista mediante las redes sociales, a las cuales tanto temen los tiranos porque, no obstante sus desesperados esfuerzos, hasta el día de hoy no las pueden controlar en su totalidad. Serán entonces los blogs, Twitter y Facebook nuestros nuevos campos de batalla, y nuestras armas las investigaciones y opiniones que formemos en este tiempo.

 

Otro tema desarrollado en la UDL con especial destaque, fue el mito histórico de la educación pública. Los países que más se jactan de alentar este sistema educativo son los que peores resultados están obteniendo en los exámenes de Pisa, prueba concluyente en el sentido de que el Estado no sabe y no puede hacerse cargo de la educación como si ésta fuese su monopolio. La educación es un servicio, como la vivienda, la alimentación o la vestimenta, y suena ridículo el impedimento del libre mercado, que a través de la competencia incorporaría mayor eficiencia y calidad.

Por último, no se dejo fuera de debate el posicionamiento del liberalismo como opción política para el electorado. En efecto, está quedando en evidencia la inviabilidad de los sistemas estatistas, no obstante lo cual la fortaleza del discurso socialista está más intacta que nunca. Es un común denominador en America Latina la influencia peligrosa que estos grupos tienen en la educación, llevando adelante un feroz adoctrinamiento en las fértiles e indefensas mentes de niños y adolescentes. Todo ello, amén de que la inteligencia cubana, financiada con los petrodólares chavistas, se empieza a insertar en los países latinoamericanos con el objeto de continuar la expansión del llamado “Socialismo del Siglo XXI”, por lo que no podemos relajarnos y estamos llamados a actuar en lo inmediato para frenar el peligroso avance de ideologías dictatoriales y contrarias a los Derechos Humanos.

 

Fuente: http://www.libertadyresponsabilidad.org/?p=391

Share to Google Plus