RIT03. Taipei (Taiwan), 30/10/2015.- Supporters of the LGBT community march with a large rainbow flag during the 13th annual Taipei Gay Pride march in Taipei, Taiwan, 31 October 2015. The estimated 80,000 participants from China, Japan, Thailand and other countries took part in the march, the largest in Asia, in support of LGBT rights. (Tailandia, Japón) EFE/EPA/RITCHIE B. TONGO

IPL permanece firme en la defensa de los derechos LGTBI

28 de junio de 1969. Pub Stonewall. Greenwich village, New York. Un grupo de jóvenes gais se enfrenta a la policía en el Pub Stonewall, famoso bar americano que acogía a homosexuales, transexuales y drag queens. La tensión entre ambos grupos se extiende por varios días.

Por primera vez, luego de varias semanas, la comunidad gay se agrupa para disponer de lugares donde pueda permanecer sin que sus miembros sean arrestados. Este episodio marca el inicio del primer movimiento homosexual en EEUU, por la lucha y reivindicación de sus derechos, que finalmente conseguirá el 26 de junio de 2015, luego de 46 años, cuando la Corte Suprema de EE. UU declara legal el matrimonio homosexual en 50 estados del país.

10 de marzo de 2015. Congreso de la República. Lima, Perú. Debate en la Comisión de Justicia. Siete votos en contra, cuatro a favor y dos abstenciones. El proyecto de ley Unión Civil, del congresista Carlos Bruce, es rechazado y archivado. Los derechos de más de 3 millones de peruanos no son reconocidos.

Ningún hito histórico. No se hizo justicia. Quizá el único logro: visibilizar a este grupo de la población cuyos derechos no son reconocidos por la ley. A un año de este incidente, hasta la fecha el colectivo LGTBI aún no consigue autorización de la Municipalidad de Lima para que la XV marcha del Orgullo LGTBI, que se realizará el sábado 2 de julio, culmine en la plaza San Martín como en años anteriores. Sin este permiso, la marcha pacífica de estos ciudadanos perderá visibilidad. Se callará y ocultará a cerca de 10000 peruanos que orgullosamente marcharán en defensa de sus derechos y de sus libertades.

Lo que necesitan estos más de 3 millones de peruanos, el total de la población LGTBI, son iniciativas ciudadanas, que los agrupe, y que sean acogidas por las autoridades peruanas, por los líderes políticos respetuosos de los derechos y, sobre todo, de las libertades individuales. Porque el individuo siempre debería y debe ser la máxima prioridad del Estado, de un gobierno que separa la vida pública de la privada, pero sobre todo que diferencia estos aspectos.

En IPL estamos comprometidos y convencidos de que las libertades individuales son la base para una sociedad más abierta e inclusiva. Continuamos en la firme defensa de los derechos de las personas LGTBI. Ese sería también nuestro compromiso. Por eso, este año destinaremos nuestros esfuerzos para que todas las personas puedan amar y vivir en libertad.

(58)

Loading Facebook Comments ...

Agregue un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *