Estado de derecho

Por José León

El Estado de derecho es el contexto que hace viable la cooperación social pacífica y libre. Consta de dos principios: “las leyes son generales y abstractas”, y “nadie se encuentra por encima de la ley”. Otra manera de decirlo es que todos somos iguales ante la ley. Según F.A. Hayek: «todas las reglas que se aplican en igualdad de condiciones a todos, incluyendo a aquellos que gobiernan, son las que hacen improbable que se adopte alguna regla opresiva». Su finalidad es fortalecer y asegurar la libertad individual, la dignidad y la igualdad de derechos para todos.

Como organización jurídica: impide la concentración del poder político en una sola persona o en varias con idénticos fines y propósitos. Es decir, garantiza la efectiva separación de poderes así como un sistema de pesos y contrapesos eficiente. En un Estado de derecho, los tres poderes (ejecutivo, legislativo y judicial) son autónomos e independientes. Dicho contexto es la única forma de Estado que permite el despliegue, en libertad, de las potencialidades de cada individuo. Fomenta el respeto a los derechos de todos y a sus propiedades. En consecuencia, facilita la cooperación voluntaria entre individuos, el libre intercambio y la iniciativa privada. Nosotros, los jóvenes –y ciudadanos, en general-, tenemos el deber de prepararnos para promover estas ideas y, de ésta forma, advertir y evitar  todo lo que intente eliminar a nuestras instituciones, en la pretensión de dominar y oprimir.

La experiencia compartida en Santa Cruz de la Sierra, Bolivia, propició para cada uno de nosotros –participantes y colaboradores– un ambiente de instrucción y análisis. Se nos brindó la oportunidad de conocer nuevas personas con quienes departir sobre cómo organizar el cambio político en nuestras regiones. Hemos verificado que Bolivia es un país con grandes recursos y posibilidades en su capital humano. Sin embargo, últimamente ha sido perjudicado en varios aspectos de su institucionalidad por la cúpula política de su Estado. Por ello, hoy, más que nunca, es menester redoblar esfuerzos y granjearse para obtener la atención de los más jóvenes hasta que juntos, se conquiste la libertad, así como su presupuesto en toda sociedad desarrollada: el Estado de derecho.

(10)

Loading Facebook Comments ...

Agregue un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *